lunes, 11 de febrero de 2008

Universos sin control - 4º Capítulo

Universos Sin Control - 4º Capítulo


La nave atravesó universos y universos. Poco a poco, los enamorados veían miles de galaxias a su paso. Comprendieron que no eran ni un grano de arena en comparación del universo. Su existencia no era nada, comparada con todas las demas. Pero no les importaba. De repente, oyeron una conversación desde dentro de la nave...



* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *



Schröder seguía cabreado. No podía seguir asi. Sus notícias serían muy malas, para el Emperador.

- Sprïhn, ¿has descubierto algo nuevo?
- ¿El qué quieres que descubra? Con la información que tengo, eso es todo lo que se...
- ¿Solo?
- Sí. Capitán, ¿Qué esperabas?
- Quizás... De todas formas, quizás sería mejor preparar los cañones, y los fusiles de plasma.
- ¿Por? No hace falta dentro de nuestras fronteras.
- Sí que hacen falta... Verás, Sprïhn, nuestro rey esta cada día mas viejo, y su presencia en el Trono cada vez es más inutil...
- ¿Estas diciendo que...?
- Sí. Llevo ya 362 años en el rango de Coronel. Creo que va siendo hora de ascender de rango, a costa de otros... va siendo hora de un golpe de estado.

Los soldados acudieron rápidamente al puente de mando.

- Señor, estamos aterrizando ya en Central.
- Bien, bien... desplegad la escalera.

La nave aterrizó en el Aeropuerto Presidencial. Pronto la escotilla se abrió y una legión de soldados salió en formación de la nave.

Jhon y María vieron entonces su única oportunidad de escapar. Rápidamente abrieron la puerta del hotel encasquetado y se resbalaron por el techo de la nave.

Sprïhn miró en ese momento al casco.

- ¡Eh! ¡Los fugitivos!
- ¿Cómo? - dijo Schröder - ¡A por ellos!
- Oh-oh... - murmuró Jhon.

Rápidamente salieron huyendo del aeropuerto. Les siguieron 20 soldados, disparando a todos lados.

- ¡Y yo vengo sin prepararme! - dijo Jhon, gritando.
- ¡Tu corre, y busca un sitio para esconderse! - le gritó María.

Sortearon calles hacia todos los lados, viendo humanos paupérrimos que pedían monedas, mientras unos humanoides de color verde y uñas largas les despreciaban. De repente, Jhón sintió como algo le sujetaba, y cayó a una alcantarilla.

- ¡Sssssh! - le murmuró María.

En poco tiempo, los soldados pasaron por encima, con el aspecto de estar perdidos.

- ¿Qué hacemos ahora! - dijo Jhon.
- No lo sé. Lo mejor es huir por las alcantarillas.
- Es verdad... pronto colocarán carteles de busca y captura con nuestros retratos...
- Seguro que quieres saber cuanto costará tu cabeza...
- ¿Cómo lo has sabido?
- ¿Has olvidado que somos iguales excepto en el sexo? Lo que tu piensas, yo lo pienso...
- y al revés... Bueno, elige por donde vamos.
- ¡Izquierda! -dijo, satisfecha, María.

Marchando por la izquierda, pronto oyeron voces, y dislumbraron sombras al fondo.

- Soldados... - dijo María- ¡Huyamos!
- ¡Alto ahí! - gritó una de las sombras.

En segundos, la cañería se cortó por la mitad, impidiendoles la huída y dejándoles acorralados.

- ¿Sois soldados? - dijo una de las sombras.
- No... ¿Quiénes sois?
- Refugiados que escapan del tiránico gobierno del Rey. ¿Y vosotros?
- No lo sabemos-dijo Jhon- Exiliados de universos diferentes, que huímos de la justicia...
- Entonces estamos en el mismo bando... Venid, que os ayudaremos. Debéis de estar perdidos entre tanta cosa. Arrrrr...

Era un hombre alto, rubio, con cejas fuertes y un parche en el ojo, al puro estilo de un pirata, ya que tenía una pata de palo.

- La verdad es que sí... -dijo María.

Empezaron a Caminar por las alcantarillas, vagando como por un laberinto. Después de varios minutos, llegaron a una gran sala.

- Bienvenidos a la Base Secreta de los Secretos. Aquí nos juntamos los que huímos de la justicia. Yo soy Barbarroja, arr... Estos de aquí son Glunch - señaló a un pequeño enano, con su hacha - , Alucard -Señaló a un vampiro, aún con los colmillos fuera- , Gabriel -una pequeña angel que se escondía en un lado- , y a Presste -un Predator que estaba sentado en la mesa.

De repente, la voz divina dijo:

- ¿Y yo qué?
- Es verdad, este es Divne, un espíritu que es capáz de modificar su voz.
- Eeeso está mejor.
- ¿Qué hacias en Besthre? - dijeron a la vez María y Jhon.
- Nada. Me llevaron allí.

Barbarroja se acercó a la mesa y extendió un plano.

- Aunque aquí somos pocos, la realidad es que la mayoría la han metido en la Cárcel Presidencial. Estábamos preparando los planes para atentar la cárcel, y sacar a nuestros amigos. ¿Queréis?
- ... Nos gustaría volver a nuestros universos...
- Aaaaam... si no han sido aún explotados, aún podeis. Como sabeis, hay millones de universos, y en alguno, por obligación, ha de existir Dragon Ball...
- Ajá... en cristiano - dijo Jhon, mareado.
- ¿Te suenan las 7 bolas mágicas? Cumplen el deseo del dueño. Aunque no es el único método... También lo puede hacer Vidar...
- ¿Dónde esta Vidar?
- En la cárcel.
- Entonces nos apuntamos.

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

En el palacio residencial, Schröder se presentaba al rey.
- Muy buenas, majestad...
- Muy buenos días en el nombre de la Iglesia, Capitán. ¿Que trae su presencia a este lugar?
- Vengo a presentar, en nombre de dios, todas las novedades encontradas por mí y por Sprïhn.
- Diga usted.
- Señor, según su teoría, su imperio llena solamente un quinceavo de todo el Betauniverso. También ha explotado sin razón alguna el planeta de Besthre.
- Vaya por dios... ¿Algo más?
- Sí, señor... ¿No piensa usted que se está haciendo viejo? Creo que irá siendo hora de que deje... ¡El trono!

Schröder le clava un puñal al corazón del rey. Este cae al suelo, inmovil.

* * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * * *

CONCURSO DE PERSONAJES

¿Quieres aparecer en la historia? ¡No es muy dificil!
Añade, en tu comentario, una ficha de tu personaje con las características que tenga
¿Es timido/a? ¿Es alto/a? ¿Es chico/a? ¡Todo lo que se te ocurra!
Lo añadiremos a la historia!

1 comentario:

[...PaU...] dijo...

olaaaaaaaaaaa pos otra vez la primeraaaaa jeje k tardo en ablarte xq staba leyendo tu historia (k me encantaaaa, es super xula y encima tu dices k no mola, es para matarte)
weno k hoy nos lo hemos pasado muy bien en teatro aiii bailando (raquel y tu jeje) y yo k voy a terminar afonica xD
y k nose k mas ponerte k me hablas y yo aki scribiendote el comentarioo spera hijooo!!! :D
ala k me voy k acaban de dar las nueve o algo asi creo asi k na me voy k tengo un hambre weno aunque todavia no me voy a cenar xo weno jaja ahora hablamos
xaito majo bsks